lunes, 30 de septiembre de 2013

"Para 2100 las ciudades estarán sumergidas bajo el agua debido al calentamiento global"



Cuando escribí mi primer relato de ciencia ficción jamás pensé que terminaría convirtiéndose en una novela. Recuerdo que uno de los principales ejes de la narrativa de mi relato era el deshielo, pronto este argumento se convirtió en una especie de fantasía premonitoria de un futuro posible. Con los años esa fantasía se fue haciendo cada vez más palpable y hoy el mundo que creé para "Praetorian, Días sin Luz", podría convertirse en un trágico hecho histórico. 


El mundo de "Prateorian, Días sin Luz"
La fuente científica en la cual sustenté mis teorías del mundo futuro son las que a continuación cito en este artículo:



Si no se reducen las emisiones de dióxido de carbono, la situación en el planeta puede empeorar drásticamente y la vida para millones de personas será cada vez más difícil, advierten los ambientalistas.


"En 2100 la Tierra tendrá 1.000 millones de habitantes, una cifra significativamente reducida respecto a la actual, debido al avance de los mares", indica un artículo del diario italiano 'La Repubblica' basándose en datos del Panel Intergubernamental del Cambio Climático de la ONU (IPCC).

"Olas destructivas arrasarán varias ciudades costeras, y sus habitantes abandonarán las llanuras inundadas o desecadas huyendo de las enfermedades tropicales", agrega el diario, corroborándose en el informe del IPCC presentado la semana pasada en Estocolmo.

En el dosier "se indica que, en los últimos 30 años, cada década ha sido más caliente que la anterior. En todo el planeta se derriten los glaciares. Cada tres años los mares le ganan un centímetro a la tierra firme. La concentración de dióxido de carbono en la atmósfera está al borde de lo permitido: dentro de 10 años habremos sobrepasado los niveles considerados seguros, y las causas son el uso indiscriminado de combustibles y la deforestación".


Estados enteros, como Maldivas, desaparecerán del mapa y el número de refugiados 'ambientales' para el año 2050 alcanzará unas 200.000 o 250.000 personas


De acuerdo con los datos del IPCC, a pesar de todo existe una manera de evitar esta catastrófica situación. "Podemos lograr que la temperatura aumente solo un grado, pero para ello durante algunos años las emisiones de CO2 deben reducirse a la mitad. Actualmente la emisión de gases de efecto invernadero aumenta según el peor de los escenarios", señala el artículo.

"De no haber cambios en la producción de energía, la vida para los millones de personas que viven en las costas será muy difícil. Nueva York será azotada por huracanes como el Sandy. En la mayor parte de Florida tendrán que sustituir los coches por canoas", continúa.

Según el rotativo, en Bangladés el avance del mar dará lugar a un éxodo de personas de proporciones bíblicas, y Estados enteros, como Maldivas, desaparecerán del mapa. "El número de refugiados 'ambientales' para el año 2050 alcanzará unas 200.000 o 250.000 personas", agregó el periódico.

Mientras, en "Australia las olas de calor provocarán prolongadas sequías. Entre las víctimas del calentamiento global también estarán las barreras de coral, que debido al incremento de las temperaturas y la acidificación del océano desaparecerán".

Por su parte, los investigadores del IPCC concluyeron que a finales de siglo las condiciones de vida en el planeta serán cada vez más difíciles si no se toman ahora las medidas necesarias para proteger el medio ambiente.


jueves, 26 de septiembre de 2013

¿Faraones extraterrestres?




 
 
En 1987 el egiptólogo francés Louis Caparat comenzó las negociaciones con el gobierno egipcio con la intención de llevar a cabo una serie de excavaciones en la Gran Pirámide de Keops.
La razón era un tanto pedante:
 
Caparat afirmaba que todavía no se habían descubierto las habitaciones más importantes de la pirámide. Solo él y sus tres ayudantes podrían excavar allí y acceder a los tesoros ocultos.
 
El ministro de educación y el canciller francés de aquel entonces exigieron algún tipo de prueba.
Caparat llevó al estrado una serie de planos y manuscritos en donde se afirmaba -de cierto modo- que entre los sitios descubiertos desde principios de siglo hasta la década del 80 existían ciertas zonas en gris. Estos lugares no pudieron ser accesados por los anteriores arqueólogos.
 
Así mismo, Caparat presentó una carta de una empresa norteamericana que ponía a disponibilidad una moderna máquina excavadora, lo cual ayudaría de sobremanera en el trabajo. El ministro pidió una semana de receso en las conversaciones.
 
En el invierno del 88, Caparat y sus asistentes excavaban ya en Keops. Se le concedió el plazo de cuatro meses con posibilidad de extender el tiempo si se llegaba a encontrar algún indicio. El trabajo fue preciso y llegó a agotar al arqueólogo. No obstante, la tajante persistencia fue su mejor consejero. Día a día avanzaban con rapidez.
 
La excavadora americana funcionaba con increíble acierto. Llegó a trabarse en algunos tramos.
 
Al poco tiempo, uno de los ayudantes de Caparat – Ernest – comenzó a tener cierto malestar en el pecho. No podía ingerir alimento alguno. Vomitaba de forma extraña, no lograba conciliar el sueño y se quejaba cuando le tocaban. Una sugerente marca roja le rodeaba el cuello.
 
El arqueólogo le acompañó hasta el hospital más cercano. Para su mala suerte debieron internarle. Los médicos le examinaron. Al parecer sufría de un virus no identificado que atrofiaba los conductos internos de los pulmones.
 
Las fosas nasales emanaban gran cantidad de flemas de un color rojizo.
 
Como precaución, el médico le pidió a Caparat que detuviese las excavaciones.
 
Podría ser algún tipo de trampa creada y desarrollada por los egipcios antiguos. El arqueólogo afrontó una seria decisión. O abandonar definitivamente la excavación, o continuar por su cuenta. Los otros ayudantes se negaron a prestarle servicios.
 
Temían contagiarse.
 
 
EL DESCUBRIMIENTO
 
En la plenitud de la investigación, Caparat atravesó largos túneles y sobrevivió a cualquier inconveniencia tanto climática como física.
 
Era común que la presión atmosférica fuese baja, lo cual le impedía respirar correctamente. Por esta razón trabajaba desde las 6 de la mañana hasta las 3 de la tarde. A posteriori se dedicaba a analizar los resultados y anotarlos en sus registros.
 
Una semana antes de que se venciese el lapso programado por el gobierno egipcio, Caparat halló lo que aparentaba ser el principio de una entrada. Marcó el borde superior con su instrumental, una pequeña escoba de mano le ayudó a limpiar el terreno. La tierra era espesa. No se dejaba manejar fácilmente. Caparat descubrió tres jeroglíficos entrelazados por lo que parecía ser un ramo de olivo. Tardó aproximadamente una hora en decodificarlos.
 
Los signos hacían referencia al faraón Keops y a sus condescendientes.
 
El arqueólogo -emocionado- se comunicó con el canciller francés. La excavación recibió apoyo directo del gobierno egipcio. El que antes era un simple soñador, era reconocido como un talentoso investigador.
Aunque todavía quedaba mucho por descubrir, Keops asombraría nuevamente al mundo.
 
LA TUMBA DE CRISTAL
 
Una centena de hombres y 61 días fueron suficientes para librar de obstáculos la preciada entrada.
La puerta yacía en buen estado. Mostraba una cantidad interesante de figuras, representadas en bajorrelieves de fino corte. Con la ayuda de un remolque externo se logró derribar las trabas que impedían abrirla. Los científicos cubrieron sus rostros con máscaras. Examinaron, con precaución, el lugar. Estaba completamente oscuro.
 
Caparat fue el primero en avanzar en tierra desconocida. Para su sorpresa, la recámara contaba con dos círculos de unos 20 centímetros (aproximadamente) ubicados en ambos extremos del sitio por los cuales ventilaba aire. La sorpresa no se hizo faltar.
 
Caparat se topó con una gigantesca tumba de cristal macizo. Llamó a sus asistentes -que habían regresado a sus tareas luego de la buena nueva- y les pidió que alumbrasen el objeto a la brevedad.
 
Para el horror de muchos, un cadáver yacía dentro de la tumba. Y no parecía ser humano.
 
El cuerpo fue depositado en una ambulancia especial y fue llevado a un centro de investigaciones donde se practicarían diversos exámenes.
 
La tensión creció cuando Caparat halló entre las piernas del ser un papiro antiquísimo. Abandonó el lugar y se retiró a sus aposentos en un hotel. El ministro egipcio de relaciones exteriores se hizo presente en la excavación junto con la fuerza policial.
 
Cercó la zona y prohibió el acceso.
 
EL PACTO DE KEOPS
 
Transcribió la traducción con severo cuidado a su cuaderno personal. Caparat se asombraba con cada nueva decodificación.
 
Los jeroglíficos no poseían la construcción fonética normal. El estilo variaba por signo. Al parecer, el faraón Keops había firmado un tratado con un alienígena proveniente de un sistema estelar lejano. El ser le brindaba completa protección durante su vida a cambio de refugio.
 
Así mismo, le explicó el devenir de la historia del hombre. La posibilidad de viajes interplanetarios, de intercambiar personas de mundo a mundo. El faraón, maravillado, aceptó la oferta. Firmaron un pacto en donde se explicitaba que el alienígena podría residir en Egipto el tiempo que desease. La criatura vivió en paz el resto de su longeva vida. La tumba se construyó con un diseño que dibujó antes de morir.
Caparat recibió la visita de la policía en el hotel. Le quitaron el papiro y sus cuadernos.
 
Se le obligó a regresar a Francia.
 
UNA PROEZA INADVERTIDA
 
Personalmente, es un tanto difícil de creer que la historia que relata Louis Caparat no esté llevada a la exageración.
 
Me he comunicado con el investigador, quien precisó que ningún hecho descrito fue tergiversado. Volvió a afirmar cada uno de sus postulados. Una cosa es cierta; el ayudante enfermo de Caparat pereció. Consta el registro en el hospital. También es real la excavación.
 
Lamentablemente el actual ministro de relaciones exteriores egipcio no ha querido contestar mis e-mails ni mis cartas. El asunto de la Tumba de Cristal de Keops parece fastidiar a algunos mandatarios.
 
 ¿Por qué les molesta hablar sobre algo que nunca existió?
 

Hallan una misteriosa pirámide bajo el océano Atlántico de 60 metros de altura


Un marinero portugués ha encontrado una pirámide bajo el océano Atlántico de 60 metros de altura y con la base de unos 8.000 metros cuadrados, es decir, más grande que un estadio de fútbol.
El marinero Diocleciano Silva localizó la estructura en las Azores (archipiélago portugués de nueve islas) entre las islas Terceira y San Miguel con la ayuda de una carta batimétrica, un procedimiento que muestra el relieve del fondo marino y aporta información adicional de navegación en superficie.

Silva afirma que la base de la pirámide abarca una superficie de unos 8.000 metros cuadrados y sugiere que la estructura no tiene un origen natural.

Este hallazgo peculiar ha despertado la intriga de la comunidad científica y del gobierno regional que ya están investigando el descubrimiento con el apoyo de la Armada portuguesa.

La Radio y Televisión de Portugal (RTP) ya evoca la leyenda de la Atlántida a raíz de este misterioso hallazgo.

miércoles, 11 de septiembre de 2013

Investigador clama haber hallado chip extraterrestre en el cráneo de Napoleón

Investigador francés que analizaba los restos de Napoleón supuestamente descubre un chip con tecnología súper avanzada adherido al cerebro del célebre emperador.

microchip extraterrestre supuestamente hallado en el craneo de napoleon bonaparte

En un caricaturesco caso, pero no por ello descartable per se, en el que se fusionan la ciencia ficción con el análisis histórico, un investigador francés propone que Napoleón Bonaparte, el insistente y hábil emperador francés, pudiera haber sido abducido por extraterrestres. Y es que de acuerdo con el Dr. Andre Dubois, él y su equipo de investigadores descubrieron un dispositivo, que rompe completamente con el contexto histórico, adherido al cráneo del célebre emperador: un micro chip de tecnología súper avanzada.

“Las posibles implicaciones de este descubrimiento son demasiado enormes para comprenderse”, declaró Dubois tras compartir su hallazgo en el Diario de Medicina de Francia.

Todo comenzó cuando Dubois y su equipo solicitaron al gobierno francés la posibilidad de exhumar y analizar los restos óseos de Napoleón, a lo cual el gobierno francés accedió a cambio de 140,000 dólares. El fin de la investigación era descubrir si Bonaparte había sufrido de algún tipo de desorden pituitario que hubiese determinado su corta estatura.

Pero más allá de su discreta misión, lo que Dubois clama haber encontrado rebasa los límites de los creíble: “Al examinar el interior del cráneo mi mano entró en contacto con una pequeña protuberancia. Luego la observé con una lupa y me sorprendí mucho al comprobar que el objeto correspondía a un microchip súper avanzado”.

A partir del hallazgo, ya sea “real” o una sofisticada alucinación, Dubois comenzó a investigar a profundidad la vida de Napoleón y detectó el período en el que pudo haber sido secuestrado por extraterrestres: “Napoleón desapareció durante un periodo de varios días en julio de 1794, cuando tenía 25 años. Luego explicó que había resultado prisionero en la revuelta Termidoriana, pero no existe ningún registro que confirme su explicación. Yo creo que fue en estos días cuando se concretó la abducción”.

Posteriormente, y siguiendo las extravagantes conjeturas de Dubois, podríamos pensar que este probable episodio en la vida de Napoleón eventualmente lo guiaría, auspiciado por tecnologías e información insólitas en esos tiempos, a convertirse en uno de los más poderosos emperadores de su tiempo.

Y si bien existen altas probabilidades de que esta historia sea un invento, para llamar la atención, o una alucinación por parte de Dubois, también existen dos puntos importantes que recalcar: nada es tan extravagante para ser descartado ipso facto (y si así procediéramos siempre seguramente la ciencia llevaría siglos de atraso) y, por otro lado, la dorada interrogante: ¿no es prácticamente todo lo que conocemos una alucinación catalogada como realidad al ser introducida a una matriz de convenciones psicosociales?



Nota: Aunque se ha buscado la vercidad de la fuente no se ha podido establecer que el artículo sea fidedigno, por lo que se agradecerá mucho si alguna persona tiene más información al respecto.

martes, 3 de septiembre de 2013

Descubren varios agujeros negros en pleno Océano Atlántico

Expertos del Instituto Federal Suizo de Tecnología y la Universidad de Miami, en Estados Unidos, revelaron que los vórtices del Atlántico Sur actúan de manera muy semejante a los agujeros negros del espacio.
 
Según informa Russia Today, el equipo de científicos descubrió que el borde de estos vórtices está representado normalmente por un ancho cinturón de una sustancia brillante, que se asemeja a la esfera de fotones que rodea a los agujeros negros sin entrar en los mismos. 
 
Los especialistas demostraron científicamente esta semejanza al describir el comportamiento de los vórtices en los fluidos turbulentos utilizando los mismos principios matemáticos que describen el fenómeno de los agujeros negros, regiones del espacio tiempo en las que la gravedad es suficientemente fuerte para evitar que ninguna sustancia se escape, incluida la luz.
 
De acuerdo con el portal Technology Review, el estudió evaluó las corrientes en el suroeste del océano Índico y el sur del Atlántico, donde existe un fenómeno conocido como «la fuga de las Agujas», corriente que se vuelve sobre sí misma, creando de vez en cuando remolinos en la zona meridional.
 
En su investigación, el equipo de expertos empleó imágenes de satélite del sur del océano Atlántico captadas entre noviembre de 2006 y febrero de 2007 para localizar posibles análogos de agujeros negros.
Como resultado, encontraron durante este período un total de ocho fenómenos con posibilidad de ser denominados agujeros terrestres.
 
Este análisis podría tener implicaciones importantes para entender cómo las corrientes oceánicas transportan material, pues dado que todo lo que entra en estos agujeros negros ya no puede salir, deben poder atrapar cualquier basura, aceite o incluso la propia agua, moviéndola de manera coherente a grandes distancias. 
 
La investigación también plantea la posibilidad de que se produzcan análogos de agujeros negros en otras condiciones naturales, como en los huracanes, e incluso en otros objetos espaciales. Por lo tanto, según sugieren los científicos, la Gran Mancha Roja de Júpiter, tormenta gigante en la atmósfera del planeta, podría ser el más famoso agujero negro del sistema solar.

lunes, 2 de septiembre de 2013

Editorial de la Casa de Tharsis / Tharsis House Publishers

[Esp] Feria de las Culturas en el Prado paceño (Av. 16 de Julio). Una excusa que reúne a diversas agrupaciones de la ciudad de La Paz y de varias otras regiones de Bolivia y del exterior.

Las editoriales bolivianas y latinoamericanas tienen su espacio reservado en la sección de librerías y bibliotecas que designa el Gobierno Autónomo Municipal de La Paz. Esto constituye una opción diferente a la Feria del Libro que se organiza cada año con el propósito de impulsar a las grandes editoriales y a los autores multipremiados (lo merezcan o no) en los certámenes de literatura. Desde luego esto excluye a los autores nóveles y a otros gremios de letras comercialmente “menos relevantes”, según el criterio de “ciertos editores”. Ni hablar.
  
A pesar del carácter alternativo del espacio literario en las Ferias de las Culturas, no es raro toparse con los grandes monstruos del gremio tales como “El País” o “Alfaguara”; y es que este espacio es en verdad para todos. A veces esto puede constituir una ventaja pero en otras ocasiones es totalmente antiproducente siendo que muchas editoriales alternativas quedan pospuestas a lo largo de los meses por la intempestiva necesidad de otras entidades más tradicionales para ocupar el espacio.
  
El tiempo ha pasado y las Ferias de las Culturas se han ido convirtiendo en un bastión de los revisionistas históricos que han empezado a hacer suyo el espacio, a pesar de la discontinuidad de la disposición del mismo. Ese es el caso de la “Editorial de la Casa de Tharsis”.

Brutalmente criticada por algunos, ignorada por otros y elogiada por una gran cantidad de lectores; la “Editorial de la Casa de Tharsis” ha avanzado a pasos agigantados en el proceso del revisionismo histórico, el apoyo a la “literatura incendiaria” y la investigación de los más ocultos misterios que rodean nuestra realidad, si es que estos realmente existen ante el ojo crítico.
  
Casi cada domingo hasta el inicio del invierno austral, las Ferias de las Culturas se han matizado con la presencia de textos cuyos títulos sugieren algo más que sólo la expectación de lo enigmático: “Jesús o el secreto mortal de los Templarios”, “La religión prohibida”, “El Holocausto bajo la lupa”, “Por la senda de Lucifer”, “116 millones de muertos por la utopía marxista”, “Mitos Hebreos”, “La Corte de Lucifer”, “Derrota Mundial”, “Infiltración Mundial”, etc. Todos estos títulos no sólo aspiran a lo herético, sino al otro lado de la verdad pocas veces debatida.

Sin duda el texto más espectacular que la Editorial de la Casa de Tharsis ofrece a sus lectores es la novela mágica titulada “El Misterio de Belicena Villca”, del controvertido autor Nimrod del Rosario (Felipe Moyano). La obra goza de una calidad literaria extraordinaria que, al menos para los personeros que componen el Círculo de Amatista, constituye un hito en la literatura hispanohablante. Más allá de las acepciones tildadas de nihilismo de otros críticos expertos, “El Misterio de Belicena Villca” posee peso argumental y métrico por sí mismo.

Entre obras bolivianas contemporáneas en el catálogo de la Editorial de la Casa de Tharsis nos podemos encontrar con ensayos y monografías de polémico contenido y no menos audaz intención; tal es el caso de “Proyecto O.V.N.I.S., la Base Antártica I y II”, uno de los trabajos de investigación ufológica más comprometidos de los últimos tiempos. Pronto estos trabajos tendrán su lanzamiento a la pantalla grande a través de la cineconferencia que está gestando la editorial junto al Movimiento Veganista Emergente.
  
Hoy por hoy, la Editorial de la Casa de Tharsis continúa trabajando y difundiendo textos censurados a lo largo del siglo XX; haciendo revisionismo histórico y brindando un espacio para autores que buscan una oportunidad de ser leídos y escuchados.

               



[Eng] The Cultures Fair in the Prado Avenue, La Paz - Bolivia,  is an excuse to gather different groups from La Paz city and many others from several regions of Bolivia and the world.

Bolivian and Latin-American publishers have their space reserved in the section of bookstores and libraries that Autonomous Municipal Government of La Paz designates. This is an option to the Bolivian Book Fair, organized every year in order to encourage large winning publishers and authors (deserving it or not) in literature contest. Of course this excludes newbie authors and other letters guilds commercially "less relevant" as the criterion of "certain publishers." No way.

In despite of alternative order of literary space in the Cultures Fair, it is not uncommon to run into the monsters publishing houses such as "El País" or "Alfaguara". The truth is that this space is for everyone really. Sometimes this can be an advantage but seldom it’s totally un- productive. Alternative publishing houses and authors are postponed over the months cause the untimely need of more traditional organizations to occupy the space. Publishing in South America or Spain is very much harder than publishing in a english-speaker country,

Time has passed and Cultures Fairs have become into a bastion of Historical Revisionists. They have begun to embrace the space, in despite of discontinuity thereof. One of those Historical Revisionists that get into the ball is "Editorial de la Casa de Tharsis". The publishing house was founded in 2008 in La Paz (Bolivia) with the aim to review the most important events in the history and culture of the Western world.

Brutally criticized by some, ignored by others and praised by a lot of readers, "Editorial de la Casa de Tharsis" has made ​​great strides in the process of Historical Revisionism , supporting the well-known "incendiary literature" and researching many hidden mysteries surrounding our reality (if such really exist before the critical eye).

Almost every Sunday until the beginning of the austral winter, Cultures Fairs were matched by the presence of titles that suggest more than the expectation of the enigmatic reality, for example: "Jesus or the deadly secret of the Templars" , "Prohibited Religion" , "The Holocaust under the microscope" , "On the path of Lucifer " , "116 million dead by the Marxist utopia" , "Hebrew Myths" , "Lucifer's Court" , "World Defeat" , "World Infiltration", etc. All these titles not only aspire to the heretic, but the other side of truth seldom discussed.

Undoubtedly the most spectacular text offered to the readers by “Editorial de la casa de Tharsis” is the magical novel entitled "The Mystery of Belicena Villca", written by the controversial author Nimrod del Rosario (Felipe Moyano). Unfortunately there is not an English version of this amazing book available for now, however the Publishing House is working in the translation of the text. The novel has an extraordinary literary quality, at least for officials who are part the Amethyst Circle, “The Mystery of Belicena Villca” is a milestone in the Spanish written literature. Beyond nihilists or other nagging labeled by expert literature critics, “The Mystery of Belicena Villca” has unquestionable arguments and great weight metric by itself.

Some Bolivian contemporary works in the catalog of “Editorial de la Casa de Tharsis” we can find are controversial essays and monographs with daring content. Such is the case of "Project UFO Antarctic Base I and II ", one of UFO research works most committed of late. This work will soon launch to the big screen through the movie-conference that Publishing House is promoting with Emerging Veganist Movement.

Nowadays, the Publishing House continues working on disclosing censored texts throughout the twentieth century, spreading Historical Revisionism and providing a space for authors seeking a chance to be read and heard.